La Horca Fatal (1939) Vose

5
(6)
FICHA TÉCNICA 
TÍTULO ORIGINAL: The Man They Could Not Hang 
DIRECTOR: Nick Grinde 
AÑO: 1939 / DURACIÓN: 64 minutos 
PAÍS: Usa 
GUIÓN: Karl Brown, George Wallace Sayre, Leslie T. White 
MÚSICA: Morris Stoloff 
FOTOGRAFÍA: Benjamin H. Kline (B&W) 
PRODUCTORA: Columbia Pictures Corporation 
GÉNERO: Ciencia ficción. Terror. 
 FICHA ARTÍSTICA 
Boris Karloff, Lorna Gray, Robert Wilcox, Roger Pryor, Don Beddoe, Ann Doran, Joe De Stefani, Charles Trowbridge, Byron Foulger 
 SINOPSIS Y COMENTARIO (by.VolsungKhan) 
El Doctor Henryk Savaard ha ideado un método para revivir cuerpos muertos. A fin de realizar el experimento definitivo, realiza una prueba con un ayudante voluntario, el cual deberá morir para a continuación, ser resucitado. El problema es que la novia del citado ayudante (y enfermera del doctor), asustada por lo que pueda ocurrir, llama a la policía, que naturalmente, interrumpe el experimento a medio camino; con lo cual el ayudante se queda muerto y el doctor acusado de asesinato. 
 Es curioso cómo, en el tema del “mad doctor”, tan querido por el cine de SF y Terror (recordemos a los doctores Mabuse, Frankenstein, Moreau, Gogol y tantos otros), el protagonista “fracasa” en sus experimentos y se convierte precisamente en eso: en un “mad doctor”, en un “sabio loco”, a causa de un “fallo”, accidente o denuncia provocada voluntaria o involuntariamente, por alguien próximo a él, un estúpido que por pura idiotez, miedo o desconfianza, da al traste con lo que sin su intervención hubiese sido un alcance científico de primer orden. 
 Este es el caso del Doctor Savaard, un hombre brillante, inteligente, sociable, un investigador y científico puntero, que se convierte tras el fracaso de su experimento (y las consecuencias que conlleva, que no comentaré aquí) en un asesino científico… en un “mad doctor”. 

 Sin la maniobra del estúpido (estúpida en esta ocasión), el doctor Savaard hubiese sido considerado un cerebro privilegiado, reconocido por la comunidad científica internacional y glorificado por toda la humanidad como el “vencedor de la muerte”. Con la maniobra de la estúpida, el pobre Savaard pasa a integrar la lista de tan amenazantes (y entrañables por otra parte) personajes. Pero en fin, convendremos también en que sin tal intervención no hubiésemos tenido película… 🙂 
 Otro brillante trabajo de Boris Karloff. 
 IDIOMA: VOSE
TAMAÑO DEL ARCHIVO: 720,48 Mb. (descomprimido)
Contraseña: descargacineclasico

DESCARGA POR DEPOSITFILE

Califica esta película

Click en las estrellas para votar!

Puntuación media 5 / 5. Recuento de votos: 6

No hay votos hasta ahora! Sé el primero en hacerlo




One Response

  1. pasmarin 08/09/2014

Leave a Reply

contador gratuito